Una vuelta a bordo del auto ganador de las 24 horas de Le Mans.



El Audi R18 e-tron Quattro -alimentado por diesel (en el eje trasero) y electricidad (en el eje delantero)-
se llevó el 1-2 de la famosa carrera francesa. Toyota el gran rival híbrido, desertó con sus dos autos TS030. Uno de ellos voló literalmente por el aire (ver video).
Tres minutos de la carrera en video y un recorrido por el circuito durante la noche ,en un chevrolet Corvette C6 ZR1 para palpitar  la emoción sobre las pistas.








No hay comentarios: